Dinant, hija del Mosa



Valonia y Flandes son las dos regiones que conforman el estado belga. La segunda, flamenca, es la más visitada ya que en ella se encuentran las ciudades de Brujas, Gante y Amberes, imprescindibles en el circuito turístico habitual. Sin embargo, Valonia, el área francófona, también posee lugares especiales, como Dinant. A orillas del río Mosa y entre acantilados se erige esta bonita ciudad en el extremo sur del país, cerca de la frontera con Francia.

La mejor forma de llegar desde Bruselas es en tren. Para menores de 26 años, todos los trenes belgas tienen el mismo coste, sea cual sea el destino. Ida y vuelta sale por 12,80 euros y el trayecto es de unas dos horas. Otra opción es volar a Charleroi y coger el tren desde allí (trayecto de hora y media). Dinant es una ciudad pequeña que no lleva más de 3-4 horas




La Ciudadela fue edificada el año 1815 y resistió a la gran batalle entre alemanes y franceses en el marco de la Primera Guerra Mundial. La ciudad fue sitiada por el Imperio Alemán en su estrategia de ocupación de Bélgica y, posteriormente, Francia. En 1914, la ciudad quedó dividida por el río. En el flanco derecho se asentaron los alemanes y en el izquierdo, los franceses. Entre el 21 y el 25 de agosto de ese mismo año, el ejército alemán fusiló a 674 civiles como represalia por su simpatía por el ejército francés antes de ocupar definitivamente la ciudad en la denominada 'Masacre de Dinant'.

Tras la ciudadela se encuentra la fortaleza que sirvió para defender la ciudad. Puedes acceder a ella previo pago de 8,50 euros. El ascenso lo puedes realizar por las escaleras (408 peldaños) o mediante un teleférico. El precio bajo mi punto de vista es algo caro y las vistas desde arriba no son nada del otro mundo. Sí que es interesante el museo que cuenta la historia de la ciudad y su papel en la Primera Guerra Mundial. Adicionalmente puedes contratar los servicios de un guía, aunque no está disponible el tour en español, tan sólo en francés e inglés.




El interior de la Ciudadela es bonito y la entrada es gratuita. Se dio la casualidad que en el momento en que la visité se estaba oficiando un matrimonio entre personas de origen asiático, pero no llegué a saber si se estaban casando como el que va a Las Vegas expresamente para ello o eran de Dinant de toda la vida.



Una última curiosidad sobre esta ciudad es que en ella nació Adolphe Sax, el inventor del saxófono. Es por ello que la ciudad cuenta con numerosos saxos a lo largo del puente Charles de Gaulle, que une las dos orillas de la urbe.


Creo personalmente que es una ciudad que merece una visita. El principal inconveniente es que está algo alejada de Bruselas pero considero que su ciudadela es algo digno de ver y, además, es una ciudad con importancia histórica.

#Bélgica #Dinant #Valonia #Turismo

Acerca de

Herramientas

DESTINOS DEL MES | SEPTIEMBRE

MADRID

VENECIA

MALTA