Nápoles, mafia y renacimiento


«Essere napoletano è meraviglioso». Capital de la región italiana de Campania, Nápoles aúna en sus calles y en su casco histórico herencia de griegos, romanos, bizantinos, franceses y españoles, un aire decadente como sucede en Roma y las huellas imborrables de la mafia italiana, que tiene en la región uno de sus principales bastiones. De hecho, hay dos barrios en las afueras que es mejor no pisar, como si de favelas peligrosas se tratara. Son dos lugares controlados por La Camorra, la mafia más famosa del país. Aunque hayas visto la serie "Gomorra" y quieras sentirte como si fueras uno de sus protagonistas, mejor evita los barrios de La Scampia y Secondigliano. También es aconsejable evitar el Barrio Español y la Piazza Garibaldi de noche por la gran cantidad de robos que se producen.

Pese a la sombra de la mafia, Nápoles es una ciudad preciosa. Junto con Roma, es la Italia auténtica, desordenada, llena de reliquias, historia, corrupción. Las dos formas más habituales de llegar a la ciudad es en avión o en tren desde Roma. Yo llegué en avión, al aeropuerto Internacional de Capodichino, desde donde Alibus presta un servicio de traslado al centro de la ciudad por 4€ por persona (abril 2017) y unos 30 minutos de trayecto. Tiene dos paradas, la plaza Garibaldi y el puerto.

Los principales puntos de interés de la ciudad de Nápoles son:

Porta Capuana

Era una de las puertas a la antigua Nápoles. El nombre fue adoptado al estar la puerta orientada hacia la ciudad de Capua.

​Iglesia Santa Caterina a Forniello

Es uno de los muchos edificios religiosos que te encontrarás por la ciudad italiana. La entrada es gratuita y merece la pena entrar.

Catedral de Nápoles

De estilo gótico y barroco, esta catedral del siglo XIV es el principal lugar de culto católico de la ciudad. Alberga el baptisterio más antiguo de Occidente. La entrada es gratuita.

Piazza del Gesú Nuovo

Entre la Catedral y la Piazza del Gesú Nuovo no puedes dejar de pasear por la calle de San Gregorio de Armeno, conocida por sus puestos de figuras artesanales que representan celebridades italianas e internacionales. Encontrarás futbolistas, políticos, cantantes, nadie se libra.

Castillo de Sant Elmo

Castillo medieval del siglo XIV que fue utilizado durante muchos años como cárcel. Desde el castillo se obtienen vistas panorámicas tanto de la parte este de la ciudad (con el Vesubio de fondo) como del oeste (y de la costa del Golfo de Nápoles). Hay dos lugares diferenciados, cada uno con su entrada. El primero es el Museo de San Martino, en la Piazza Matteo d'Armi. La entrada son 6€ (abril 2017) con un 50% de descuento a menores de 25 años. Luego está el castillo propiamente dicho (calle Largo S. Martino). El ticket cuesta 5€ (abril 2017) y también dispone de descuento del 50% para jóvenes menores de 25 años.

Estadio de fútbol San Paolo

Para llegar al estadio de San Paolo es necesario coger la línea Cumana, en la estación Montesanto, hasta la estación de Mostra. El billete sencillo cuesta 1€. La visita al estadio es gratuita. La puerta de acceso se encuentra en la calle Francesco Galeota. Al entrar debes dirigirte a un puesto de control donde un señor te indicará si hay algún problema en que accedas al graderío. Este estadio ha visto jugadores de la talla de Maradona, Higuaín, Cavani o Hamsik.

Estación de Toledo

El Daily Telegraph la consideró como una de las estaciones de metro más espectaculares del mundo. Es una parada obligatoria.

Castillo Nuovo

Es el castillo más fotogénico de la ciudad debido a que fue restaurado al completo hace relativamente pocos años. La entrada a su interior es totalmente prescindible.

Piazza Plebiscito, Palacio Real y Basílica de San Francisco de Paula

Es la plaza más emblemática de Nápoles. No pisarla es como no haber estado. En su lado norte se encuentra la Basílica de San Francisco de Paula y en su lado sur el Palacio Real. Es el escenario elegido para mítines políticos, fiestas populares y todo tipo de eventos y es una de las zonas con más ambiente de la ciudad.

Paseo marítimo

Un paseo a orillas del Mar Tirreno es también algo que hay que hacer. Si el día está despejado, verás permanentemente la figura del Vesubio, imponente, de fondo. Cuando visité la ciudad, en abril, había amplías zonas que estaban siendo restauradas.


También puede interesarte:

Entradas relacionadas: Pompeya, Bolonia, Milán y Turín.

#Italia #Nápoles #Turismo #Castillo #Campania

Acerca de

Herramientas

DESTINOS DEL MES | JUNIO

Sagrada Familia Barcelona
Mezquita de Cordoba
Alhambra de Granada