12 lugares que no te puedes perder en Salamanca

  • Descubre los mejores lugares que visitar en la ciudad de Salamanca así como la mejor forma de llegar en transporte público desde Madrid.

Desde mediados del siglo IV aC ya se puede hablar de la antigua ciudad celtibérica de Salmantica, que fue invadida dos siglos más tarde por un ejército cartaginés y su escuadrón de cuarenta elefantes. Dicha invasión estaba enmarcada en la guerra que mantenía Cartago con el Imperio Romano por el control del Mediterráneo.


A mitad del siglo I aC la ciudad pasó a manos romanas y se convirtió en un enclave estratégico dentro de la Vía de la Plata, una calzada romana que atravesaba de sur a norte parte del oeste de Hispania, desde Augusta Emerita (Mérida) hasta Asturica Augusta (Astorga) y que a su paso por Salamanca salvaba el río Tormes mediante un puente que aún a día de hoy sigue en pie.


El siglo XIII fue realmente glorioso para la ciudad. Además de los fueros que le otorgó el Rey Alfonso IX de León, se amplió el perímetro amurallado de la ciudad y se fundaron los Estudios Generales, institución que más tarde se convertiría en una de las primeras universidades de Europa.


El siglo XVII, también conocido como Siglo de Oro, aunó en la ciudad a personalidades del mundo de la cultura de la talla de fray Luis de León, Miguel Cervantes, Luis de Góngora, Calderón de la Barca, Lope de Vega u otros muchos, lo que derivó en un inevitable desarrollo cultural, que fue acompañado de desarrollo económico y social.


Durante los siglos posteriores, la ciudad acusó sucesos como la Guerra de Independencia o el franquismo, aunque con la llegada de la democracia, Salamanca ha conseguido consolidarse como un centro universitario de prestigio, así como un polo turístico importante en Castilla y León.


1. La catedral por dentro

En la ciudad de Salamanca hay dos catedrales, la Vieja y la Nueva. Mientras que la primera mezcla el estilo gótico tardío, renacentista y barroco, la segunda es de estilo románico y gótico y su construcción se remonta al siglo XIV, dos siglos antes que la Nueva. Junto con la catedral de Segovia, es una de las dos últimas en estilo gótico que se construyeron en España.

Es la sede de la diócesis de Salamanca y es uno de los templos más grandes de España por dimensiones de la nave y altura de su campanario. El año 1887 fue declarada Monumento Nacional.

El interior puede visitarse previo pago. Puedes consultar horarios y precios en la página web de la catedral pulsando AQUÍ. Bajo mi punto de vista, la visita es obligada, ya que es una de las catedrales más bonitas que haya visto nunca.

Hay un total de 19 capillas así como un espectacular órgano, dos coros y una capilla mayor. La audioguía viene incluida con la entrada y hace un repaso histórico de la construcción de la catedral y de las diferentes instancias que irás contemplando a lo largo de la visita.

Con la entrada también está incluida la visita a la Catedral Vieja, que pese a que en un inicio se pretendía demoler una vez terminada la Nueva, se acabó conservando hasta nuestros tiempos. La parte más destacable son las pinturas murales que hay en sus capillas y que puedes ver a continuación.


2. Ieronimus, las torres de la Catedral de Salamanca

Además de la catedral, también está abierto al público la entrada a las torres de la misma y, además, también es posible recorrer la terraza así como el nivel superior de la nave central, lo que permite obtener unas vistas espectaculares de la arquitectura del templo.

La entrada es independiente a la del interior de la catedral. Puedes consultar los horarios y precios de los tickets en la web oficial pulsando AQUÍ.


3. Huerto de Calixto y Melibea

Este jardín de 2.500 metros fue escogido por el escritor Fernando Rojas para ambientar su novela Tragicomedia de Calisto y Melibea, una obra que se remonta al año 1502. El acceso al jardín es libre y gratuito para todos los ciudadanos, aunque es especialmente frecuentado por parejas por el carácter romántico del lugar.


4. Plaza Mayor

En el urbanismo castellano se denominada a las plazas centrales "Plaza Mayor" o Plaza de Armas" en territorios conquistados por Castilla en América. Es uno de los lugares más animados y con más ambiente de la ciudad y el sitio escogido por la mayoría de universitarios para divertirse y socializar.


5. Casa de las Conchas

Este edificio es un antiguo palacio urbano de estilo gótico y elementos platerescos. Existen diversas teorías que justifican el uso de las conchas como elemento ornamental en la fachada, pero la más extendida de ellas entre la cultura popular es que en una de las conchas están escondidas las joyas de la familia propietaria del edificio, de modo que quien quiera aventurarse a encontrar el tesoro debe dejar como fianza la misma cantidad y entregarla a la familia en caso de no hallar la recompensa.


6. Torre de la Clerecía

Una de las mejores vistas panorámicas que puedes encontrar en la ciudad de Salamanca se encuentra en lo alto de la torre de la Clerecía. Las vistas de la catedral son impresionantes, así como del Patio de los Estudios. Puedes consultar horarios y precios pulsando AQUÍ.


7. Rana de la Universidad

La fachada del edificio de las Escuelas Mayores de la Universidad de Salamanca se ha convertido en una atracción turística y no sólo por su belleza. Entre toda la iconografía de la fachada se encuentra una rana y el primero que la encuentre se puede considerar todo un afortunado porque no es tarea fácil.


8. Convento de San Esteban

El patio delantero del convento de San Esteban es otro lugar que no te puedes perder. Este convento fue levantado por los dominicos en el siglo XIII. La importancia histórica del lugar radica en la creencia de que Cristóbal Colón se hospedó en este lugar cuando fue a defender ante los geógrafos de la Universidad de Salamanca la posibilidad de llegar a las Indias navegando hacia Occidente.


9. Puente romano

También conocido como Puente Mayor del Tormes por el río que cruza, esta obra de ingeniería fue realizada en la época romana, cuando la ciudad era conocida por el nombre de Helmántica. Fue declarado Monumento Histórico Artístico en el año 1931, y Bien de Interés Cultural en el 1998.


10. Torre del Clavero

Esta torre del siglo XV es lo único que queda de la antigua casa señorial del clavero de la Órden de Alcántara. Fue declarada Monumento Nacional en 1931.


11. Convento de las Dueñas

Situado delante del convento de San Esteban, el convento de las Dueñas también pertenece a la orden de los dominicos.


12. La Universidad

Para terminar con la lista de lugares que no te puedes perder en Salamanca no hay mejor forma que hablar de la Universidad, la más antigua de España y la tercera de Europa. Los más de 30.000 estudiantes que estudian alguno de sus grados o postgrados rejuvenecen la ciudad y la dotan de ese ambiente festivo y dinámico tan característico de las ciudades universitarias.


Acerca de

Herramientas

DESTINOS DEL MES | NOVIEMBRE

LAS PALMAS

CHIPRE

CAMBODIA